Antonia Ceballos Cuadrado, Observatorio Eurasia ::: Revista de prensa de las ONGs de derechos humanos sobre el Cáucaso Norte.

Mafalda, en una de sus tiras, decía: “El mundo está enfermo, le duele el África”. Es de suponer que, si mirase hoy a Rusia, diría: Rusia está enferma, le duele el Cáucaso. La situación allí es insostenible y todo apunta a que no va a cambiar.

Octubre acababa con el asesinato del activista y director de la web Ingushetia.org, Maksharip Áushev (1) ; como en los casos de Politkóvskaya y Estemírova, probablemente las investigaciones no acabarán con la condena de los culpables. De acuerdo con Human Rights House, “ser un defensor de los derechos humanos en el Cáucaso Norte nunca ha sido tan peligroso como ahora” .

Las leyes rusas tampoco hacen fácil la labor de los defensores de derechos humanos ni de los periodistas; especialmente, la ley federal contra el terrorismo, con su vaga definición de lo que significa “ser terrorista” o el hecho de que Rusia, junto a Azerbaiyán, sea el único país del Consejo de Europa donde el libelo es delito (2). Las nefastas consecuencias de que lo sea las estamos viendo en el juicio que podría llevar a la cárcel al activista de Memorial, Oleg Orlov, por haber afirmado que el presidente checheno Kadyrov era culpable del asesinato de Natalia Estemírova .

La situación de los derechos humanos y de quienes los defienden es, tal y como lo resume Civil Rights Defenders, “alarmante”: “Durante los últimos dos meses varios importantes defensores de derechos humanos han sido asesinados. Las autoridades rusas no tienen voluntad de llevar a cabo una investigación de estos ataques sistemáticos; están también claramente obstruyendo el trabajo de los defensores de los derechos humanos amenazándolos abiertamente” (3).

El informe de Memorial acerca de la situación de los derechos humanos en el Cáucaso durante la primavera de 2009, no deja lugar a dudas. Pese al cese de la operación anti-terrorista, en la república caucásica no han cesado ni los secuestros ni las matanzas. Incluso se registró un atentado suicida en Grozny. Y las repúblicas vecinas no están mucho mejor; el ciclo de violencia en Ingushetia y Daguestán es imparable y los jóvenes, víctimas de secuestros y tortura por parte de las fuerzas de seguridad, se convierten en carne de cañón con la que alimentar las filas insurgentes.

Noviembre sigue sin alimentar las esperanzas de mejora: Another extrajudicial execution in Dagestan (2 de noviembre); Special operation in Ingushetia (5 de noviembre) . Ejecución extrajudicial quiere decir secuestro y asesinato de un joven taxista (24 años) mientras hace su ronda nocturna, para después hacerlo pasar por terrorista. Y operación especial significa cercar la casa de una familia mientras la madre trabaja como enfermera en un hospital, esperar a que ésta llegue y no dejar ni rastro de ninguno de ellos.

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo dio la razón (en una sentencia del 29 de octubre) a tres familias chechenas cuyos familiares habían sido secuestrados y asesinados por las fuerzas de seguridad en Chechenia. El Tribunal reconocía que se habían violado el derecho a la vida, a una investigación efectiva sobre sus desapariciones y a un recurso efectivo; reconocía también que hubo tratamiento inhumano y detención no reconocida; además, en dos de los casos, Rusia había rechazado facilitar los documentos requeridos por el Tribunal. Como en las otras 100 sentencias similares que acumula la Federación Rusa al respecto, nada parece que vaya a cambiar.

Sin embargo, los chechenos no son los únicos ciudadanos rusos exentos de derechos. Especialmente sangrante es la situación de las personas con discapacidad, que son a menudo marginadas y estigmatizadas por la sociedad rusa. La gente bajo tutela forzosa es privada de todos sus derechos y, de acuerdo con la legislación vigente, no tienen posibilidad de que su caso se lleve ante un tribunal. Ahora, el comité de derechos humanos de la ONU ha instado a Rusia a reformar sus leyes de tutela y asegurar los derechos humanos para los discapacitados.

Human Rights House ha publicado un informe con las principales deficiencias de la Federación Rusa en materia de derechos humanos . La libertad de opinión y expresión está cada vez más deteriorada. Los asesinatos de periodistas, la ley de medios de comunicación y el uso arbitrario de las leyes contra la difamación conducen irremediablemente a la autocensura. El sistema penal ruso necesita una reforma urgente. El gobierno planea una nueva ley al respecto, que probablemente tenga más efectos negativos que positivos. También parece necesario modificar la ley anti-terrorista; la definición de “terrorismo” debería ser mucho más clara para que dejen de estar bajo sospecha las actividades de defensa de los derechos humanos. Por otra parte, y según diversos informes sobre el particular, la tortura y el trato cruel, inhumano y degradante siguen siendo el pan nuestro de cada día en las cárceles rusas. En lo positivo, noviembre ha traído la extensión de la moratoria sobre la pena de muerte (que cumplía el 1 de enero de 2010), dictada por el Tribunal Constitucional ruso.

La situación no es mucho mejor en el resto de repúblicas que un día formaron la URSS. Azerbaiyán ha condenado a dos jóvenes bloggeros por su actividad crítica con el gobierno, en un juicio totalmente absurdo por un incidente, a todas luces construido para inculparlos (4). En Turkmenistán, Andrey Zaytoka, defensor de los derechos humanos, fue sentenciado a cinco años de prisión (5), aunque posteriormente fue puesto en libertad a condición de que abandonase el país.

En Uzbekistán, los activistas pro-derechos humanos son detenidos y golpeados por las fuerzas de seguridad (6) y aumenta el hostigamiento hacia los defensores de los derechos de los campesinos. Sin embargo, la UE ha decidido levantar el embargo de armas a esta república, según el portal Rebelión.org , para tener una ruta alternativa con la que suplir de armas a las tropas en Afganistán.

Civil Rights Watch pide a la UE que alce su voz para exigir un cambio a Rusia en materia de derechos humanos … Parafraseando unos versos de Ángel González , “¿pero en qué mundo se creen que viven?, estos activistas no leen los periódicos”(7).

—NOTAS—

1. Amnistía Internacional, 26 de octubre, Las autoridades rusas deben investigar el asesinato de un activista. Civil Rights Defenders, 25 de octubre, Ingush opposition activist murdered. Frontline defenders, 6 de noviembre, Russian federation: assassination of human rights defender Mr Maksharip Aushev. Memorial, 25 de octubre, Murder of Maksharip Aushev. Human Rights House, 4 de noviembre, Russian Federation: well-known activist from Ingushetia killed.

2. Human Rigths House, 16 de noviembre, Human rights committee: Russia needs to change!. A este respecto también es interesante la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos en los casos de los periodistas Porubova, Romanenko y otros: Sanctions injustifiees infliges à des journalistes ayant critiqué la gestion de fonds publics,8 de octubre.

3. Civil Rights Defenders, Swedish Presidency should put pressure on Russia, 29 de octubre. Memorial, 6 de noviembre, Criminal proceedings raised against Oleg Orlov, 6 de noviembre. Memorial, 9 de noviembre, The date of the first interrogation of Orlov changed.

4. Amnistía Internacional, 12 de noviembre, Dos blogueros azerbaiyanos encarcelados, adoptados como presos de conciencia. Civil Rights Defender, 12 de noviembre, Jail for joke about donkeys in Azerbaijan. Human Rights Watch, 12 de noviembre, Azerbaijan: young bloggers jailed. Appeal court should examine possibility of a set-up.

5. Frontline Defenders, 3 de noviembre, Turkmenistán: actualización: el Sr. Andrey Zatoka, defensor de los derechos humanos, sentenciado a cinco años de prisión. Human Rights Watch, 29 de octubre, Five-year sentence on trumped-up charges.

6. Frontline Defenders, 17 de noviembre, Uzbekistan: human rights defenders Mr Bahtiyor Hamrayev and Mr Mamir Azimov beaten by police. Human Rights Watch, 13 de noviembre, Uzbekistan: stop harassing activists. Police detain, beat rights advocates scheduled to meet opposition leaders.

(7) “ (…) Ahora hablan de presentar un escrito de queja al presidente de la república,
y yo me pregunto:
¿en qué país se creerán que viven?;
estas cucarachas no leen los periódicos. (…)”

Anuncios